Recursos humanos, Antonio Ortuño
Antonio Ortuño

Recursos humanos

161 páginas impresas
  • 😄2
  • 🎯1
  • 🚀1
Enfrentado a una vida miserable como empleado de una empresa, Gabriel Lynch decide rebelarse. Sus odios no tendrán otro objetivo que Constantino, su jefe, el perfecto caballerete empresarial que le ganó el puesto y la mujer. Sin embargo, para que su alzamiento resulte efectivo, el apocalíptico y lenguaraz Lynch tendrá que enfrentarse a su carencia casi total de recursos, pasados y presentes, y a su proverbial mala fortuna, reverso exacto de la suerte que parece acompañar cada movimiento de su enemigo. Esta es la historia de una guerrilla de un solo hombre, de un gerente que seduce mujeres con chistes sobre su digestión y de dos chicas, una de Recursos Humanos y otra de Finanzas, entendidas como objetivos políticos. A través de estas páginas, el lector se topará, a grandes golpes de estilo, con una ácida exploración del mundo pesadillesco de la oficina y una mirada irónica y feroz sobre las relaciones entre jefes, empleados y desempleados, de la mano de un narrador mayor en la nueva literatura iberoamericana.
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
Buscar en Google
Opinión
Agregar a la estantería
  • 😄Divertido2
  • 🎯Justo en el blanco1
  • 🚀Adictivo1
Inicia sesión o regístrate
Quique Lomeli
Quique Lomelicompartió su opiniónel año pasado
👍Me gustó

Saliendo de misa te topas con Chuck Palahniuk y terminan de copas en un Wings Army ligando. Todo en Guadalajara

Jaqueline Hernández
Jaqueline Hernándezcompartió su opiniónhace 7 meses
🎯Justo en el blanco
🚀Adictivo
😄Divertido

Fernando Alejandri
Fernando Alejandricompartió su opiniónel año pasado
😄Divertido

Soy blanco y sospecho que haber llegado a un puesto de supervisión tiene que ver con ello. Pero no parezco, fuera del tono de la piel, uno de los amos: no uso pantalones de pinzas ni me repego el cabello al cráneo con gomina ni provengo de la cosecha de alumnos de los colegios privados que generalmente ascienden por nuestra escala de Jacob hasta lo más alto, como ángeles que son
Ricardo Mora
Ricardo Moracompartió una citael mes pasado
El sentimiento de posesión es tan arraigado que, a lo largo de los años, terminamos por exigir derechos sobre espacios que nos resultan imposibles de controlar. Hablamos de nuestra ruta a cierto lugar, de nuestro parque, de nuestra vista desde una ventana y entonces bloquean la ruta que nadie supo de nosotros, demuelen el parque ajeno o levantan un edificio frente a la ventana que nos asomaba al cielo sin gracia de la tarde.
Rafael Ramos
Rafael Ramoscompartió una citahace 3 meses
Entorilar esa atracción y convertirla en un matrimonio con hijos e hipotecas es sin duda un reto interesante, pero, como sabemos por la experiencia de los pasados eones, francamente arduo. El tipo de amor que se da en un matrimonio –contra lo que podría pensarse, nunca me he considerado un escéptico del matrimonio– no es equiparable de ningún modo al desbordamiento que la gente entiende por amor.

El amor existe, cómo negarlo. Sólo que, al menos en su variante más aguda y fervorosa, es como una bestia hambrienta de carne a la que no es posible mantener saciada todo el tiempo. Y que no apetece nunca la misma carne.

Esto lo pensaré cuando pueda, porque ahora que estoy con ella no me permitiría hacer lo que debe hacerse. Sólo pienso que somos ridículos.
Memes Literarios, Memes Literarios
Memes Literarios
Memes Literarios
  • 54
  • 5.5K
Autores latinoamericanos contemporáneos, Bookmate
Read soon, read fast, Fer Silva
Surtido , Gerardo Barrios
Gerardo Barrios
Surtido
  • 31
  • 1
Lil, Lilián Carrasco
Lilián Carrasco
Lil
  • 90
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)