Jorge Bucay

El camino de la espiritualidad

Con frecuencia olvidamos que el ser humano no se define sólo a partir de lo concreto, lo tangible, lo que se manifiesta a simple vista. Somos mucho más que un cuerpo y, por lo tanto, para alcanzar la plenitud es necesario desarrollar también nuestra espiritualidad. Así lo entiende el exitoso escritor y terapeuta Jorge Bucay, quien reflexiona en estas páginas en torno a un tema que muchos suelen menospreciar, sobre todo si entienden el éxito únicamente desde los logros económicos, sociales o laborales. Pero más allá de esto se encuentra una dimensión que se relaciona con lo más esencial, intangible e íntimo de cada persona. En su búsqueda constante descubriremos un camino que conduce siempre en ascenso: si conectar con el alma es tocar la cima de la montaña, la llamada del espíritu es una invitación a seguir subiendo.
327 páginas impresas
Propietario de los derechos de autor
Bookwire
Publicación original
2019
Año de publicación
2019
Editorial
Océano
¿Ya lo leíste? ¿Qué te pareció?
👍👎

Opiniones

    Juan Orozcocompartió su opiniónhace 2 años
    👍Me gustó
    💡He aprendido mucho
    🎯Justo en el blanco

Citas

    Irving Florescompartió una citahace 7 meses
    El conocimiento de lo espiritual, al igual que la vida, está en constante cambio. Posiblemente, como en la parábola talmúdica, cuando lleguemos al final nos daremos cuenta de que aún nos falta terminar de comprender el principio.

    Para seguir avanzando en el camino espiritual, hay que ser capaz de aceptar con humildad esta paradoja.
    Irving Florescompartió una citahace 7 meses
    Desconfía de lo que te digo.

    Desconfía con la mirada del investigador, no con la del incrédulo. Pero desconfía de lo que digo.

    Desconfía con la mentalidad de un buscador, no con la de un escéptico. Pero desconfía de lo que digo.

    Desconfía con el corazón abierto y el deseo de aprender, no con la soberbia del que cree que todo lo sabe. Pero desconfía de lo que digo.

    Desconfía de mí, pero no de ti.
    Irving Florescompartió una citahace 7 meses
    Los padres no debemos olvidar que la educación es una siembra y que los frutos se recogen con el paso del tiempo. La mayoría de las veces nuestros hijos tendrán que pasar por muchas cosas antes de poder recoger los frutos nacidos de la semilla que plantamos y abonamos cuando ellos todavía eran niños. La mayoría de esos frutos llegará a sus manos en algún momento; algunos, irremediablemente, cuando nosotros ya no estemos.

En las estanterías

fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)