Mary Robinette Kowal

Hacia las estrellas

    jorgegocacompartió una citahace 2 años
    Los ingenieros causan problemas y las calculadoras los solucionan».
    jorgegocacompartió una citahace 2 años
    «no poner todos los huevos en la misma cesta».
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    En los años cincuenta, un hombre con un título superior en matemáticas era un ingeniero. Una mujer era solo una calculadora. La discrepancia salarial entre los dos puestos de trabajo era enorme, a pesar de que las mujeres eran quienes diseñaban los algoritmos que impulsaron gran parte de la industria aeroespacial. Del mismo modo, los trabajadores blancos cobraban más que los negros. Ojalá estas batallas históricas no se librasen todavía, pero ninguna de las dos estadísticas ha cambiado.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    No hay nada que ver salvo la vasta oscuridad. Si pienso de manera racional, sé que hemos pasado al lado oscuro de la Tierra. Nos deslizamos por la sombra y, entonces, el cielo se llena de magia. Las estrellas aparecen. Millones de ellas, en todo su esplendor.

    No son las estrellas que recuerdo de antes del meteorito. Son claras y estables, sin una atmósfera que las haga brillar.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    El azul del cielo se vuelve más profundo y aterciopelado y, después, se oscurece hasta el negro. No es un color, sino la ausencia de él. Tinta. Terciopelo. Oscuridad. Ninguna palabra hace justicia a la profundidad del espacio.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    El cohete atruena y me hundo en el asiento. La aceleración me hace retroceder, como si la Tierra quisiera impedir que nos fuéramos.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    —Presurización confirmada. —Lebourgeois es el sacerdote francés de nuestra pequeña capilla, y recita la letanía del espacio.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    me hacía raro pensar que, al cabo de poco más de una semana, estaría atada a una bomba de cuatro megatones que me llevaría al espacio. Cada vez que hablaba con alguien, me era imposible no pensar que podía ser la última vez.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    Observé los indicadores y el mundo exterior. Era como si el aire se hubiera vuelto líquido y fluyera a nuestro alrededor. ¿Era posible sentirse pesada y ligera a la vez? La fuerza g del despegue me empujaba contra al asiento, pero el aire me elevaba.
    Yatzel Roldáncompartió una citahace 2 años
    No queremos llegar antes que los hombres. Quiero ir a la Luna por la misma razón que ellos. Las mujeres pueden ser útiles en el espacio. Esto no es un concurso en el que compitamos con los hombres en nada.
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)