Antonio Malpica

Objetivo miedo

Estévez, un periodista venido a menos, buen amigo de la botella y el insomnio, se ve involucrado en una negra historia: a lo largo de varios días, por toda la ciudad aparecen personas brutalmente asesinadas. Paso a paso, el periodista-detective irá tejiendo la tela de una trama en la que preferiría no haberse metido en un principio.
89 páginas impresas
Propietario de los derechos de autor
Bookwire
Publicación original
2015
Año de publicación
2015
Editorial
Ediciones SM
¿Ya lo leíste? ¿Qué te pareció?
👍👎

Opiniones

    Bridget Baas Espinosacompartió su opiniónhace 2 años
    👍Me gustó

    Un libro con un tema fuerte, real y horrible mezclado con lo sobrenatural, primer libro que leo del autor y me gustó. Debo reconocer que hacía tiempo que no sentía miedo al leer un libro.

    Guadalupe Teresa Lip Curocompartió su opiniónhace 4 años
    👍Me gustó

    Grandioso libro que combina a la perfección la ficción y los horrores reales.

    Roberto G. Garzacompartió su opiniónel año pasado
    👍Me gustó
    💀Espeluznante
    🚀Adictivo

    Mezcla de ficción de terror y la peor realidad. Estupenda narración, clara y fácil de seguir. Me gustó bastante, muy recomendable.

Citas

    Raquelcompartió una citael año pasado
    Pensó en que Raquel era la culpable de todo.

    Chale, yo por qué xD

    Andrea Poulaincompartió una citahace 5 años
    Toda una galería del horror. Solo en ese momento se convenció de que no importa cuán monstruosa pueda ser la imaginación, siempre será superada por lo tangible.
    Lucy Soto Acompartió una citael año pasado
    Desde niño he celebrado la fascinación que ejercen en el ser humano lo tenebroso, lo desconocido, lo macabro, lo sombrío, todo aquello que se relaciona con esa inagotable veta de la literatura o el cine que llamamos de terror. En el arte hay cabida para todo, y la invención no debe estar sujeta a leyes de ningún tipo. Por eso creo que la fantasía es más gozosa mientras más lejana se encuentre del mundo que confrontamos día a día con los ojos abiertos. Y, también por eso, entre más unicornios y dragones, más libre y placentera; entre más vampiros y fantasmas, más brujas y demonios, más monstruos y engendros, mayor el espacio lúdico, mayor el placer, mayor el entretenimiento.

    Ese es el terror que celebro en el arte: el que se queda atrapado entre las páginas de los libros y entre las cubiertas de un DVD; el que, sin importar el tamaño de la maldad de sus monstruos, no gotea sangre hacia este mundo, el que confrontamos diariamente con nuestros sentidos. Así de vasto es el universo de la ficción. Y así de maravilloso y digno de celebrarse es todo lo que producen el intelecto y la sensibilidad humanos.

    No obstante, pese a todos los discursos que pueda esgrimir en este sentido, sé que la palabra terror y todas sus significaciones no son patrimonio exclusivo del arte. Y que son mucho más grandes los horrores que produce la realidad que los propios del cine y la literatura. Nada tiene que hacer un vampiro contra un terrorista; nada, un espectro contra un violador; nada, el mismísimo Voldemort contra el Monstruo de Amstetten. Como dije: uno se celebra; el otro se aborrece.

En las estanterías

fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)