Citas de “La muerte de Iván Ilich” de León Tolstoi

Valentina Herrera Barraza
Valentina Herrera Barrazacompartió una citahace 7 meses
Cada uno de ellos pensaba o sentía: «Pues sí, él ha muerto, pero yo estoy vivo.»
Leonard Wotton
Leonard Wottoncompartió una citahace 2 años
mientras tanto aquí está la muerte.
Susana Gutierrez
Susana Gutierrezcompartió una citahace 19 días
el sencillo hecho de enterarse de la muerte de un allegado suscitaba en los presentes, como siempre ocurre, una sensación de complacencia, a saber: «el muerto es él; no soy yo».
Luis Aguilar Sandoval
Luis Aguilar Sandovalcompartió una citahace 2 meses
-Podemos calmarle el dolor -respondió el médico. -Ni siquiera eso. Déjeme.

Médicos sin empatia no logran formar una relación médico-paciente exitosa que haga que el paciente pueda confiar en ellos y, por ende, seguir las recomendaciones

Luis Aguilar Sandoval
Luis Aguilar Sandovalcompartió una citahace 2 meses
vida, serie de crecientes sufrimientos, vuela cada vez más velozmente hacia su fin, que es el sufrimiento más horrible.
Luis Aguilar Sandoval
Luis Aguilar Sandovalcompartió una citahace 2 meses
Anteriormente podía sobrellevar esos reveses, esperando que pronto enderezaría lo torcido, vencería los obstáculos, obtendría el éxito y ganaría todas las bazas en la partida de cartas. Ahora, sin embargo, cada tropiezo le trastornaba y le sumía en la desesperación.
yosuperstar
yosuperstarcompartió una citahace 2 meses
Y al día siguiente tenía que levantarse, vestirse, ir a los tribunales, hablar, escribir; o si no salía, quedarse en casa esas veinticuatro horas del día, cada una de las cuales era una tortura. Y vivir así, solo, al borde de un abismo, sin nadie que le comprendiese ni se apiadase de él.
yosuperstar
yosuperstarcompartió una citahace 2 meses
con esa conciencia, junto con el sufrimiento físico y el terror, tenía que meterse en la cama, permaneciendo a menudo despierto la mayor parte de la noche.
yosuperstar
yosuperstarcompartió una citahace 2 meses
Ivan Ilich se quedó solo, con la conciencia de que su vida estaba emponzoñada y emponzoñaba la vida de otros, y de que esa ponzoña no disminuía, sino que penetraba cada vez más en sus entrañas.
Sofia Guzman
Sofia Guzmancompartió una citahace 2 meses
la muerte de un allegado suscitaba en los presentes, como siempre ocurre, una sensación de complacencia, a saber: «el muerto es él; no soy yo».
Serendipia Literaria
Serendipia Literariacompartió una citahace 3 meses
las conjeturas sobre los posibles traslados y ascensos que podrían resultar del fallecimiento de Ivan Ilich, el sencillo hecho de enterarse de la muerte de un allegado suscitaba en los presentes, como siempre ocurre, una sensación de complacencia, a saber: «el muerto es él; no soy yo».
Serendipia Literaria
Serendipia Literariacompartió una citahace 3 meses
«Con profundo pesar Praskovya Fyodorovna Golovina comunica a sus parientes y amigos el fallecimiento de su amado esposo Ivan Ilich Golovin, miembro del Tribunal de justicia, ocurrido el 4 de febrero de este año de 1882. El traslado del cadáver tendrá lugar el viernes a la una de la tarde.»
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
Ivan Ilich vio que se moría y su desesperación era continua. En el fondo de su ser sabía que se estaba muriendo, pero no sólo no se habituaba a esa idea, sino que sencillamente no la comprendía ni podía comprenderla
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
«Cuando yo ya no exista, ¿qué habrá? No habrá nada. Entonces ¿dónde estaré cuando ya no exista? ¿Es esto morirse? No, no quiero.»
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
No se trata del apéndice o del riñón, sino de la vida y… la muerte. Sí, la vida estaba ahí y ahora se va, se va, y no puedo retenerla. Sí. ¿De qué sirve engañarme? ¿Acaso no ven todos, menos yo, que me estoy muriendo, y que sólo es cuestión de semanas, de días… quizá ahora mismo? Antes había luz aquí y ahora hay tinieblas. Yo estaba aquí, y ahora voy allá. ¿A dónde?» Se sintió transido de frío, se le cortó el aliento, y sólo percibía el golpeteo de su corazón.
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
Ivan Ilich se quedó solo, con la conciencia de que su vida estaba emponzoñada y emponzoñaba la vida de otros, y de que esa ponzoña no disminuía, sino que penetraba cada vez más en sus entrañas.
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
Y él era el único que lo sabía; los que le rodeaban no lo comprendían o no querían comprenderlo y creían que todo en este mundo iba como de costumbre.
Lilián Carrasco
Lilián Carrascocompartió una citahace 3 meses
Era imposible engañarse: algo terrible le estaba ocurriendo, algo nuevo y más importante que lo más importante que hasta entonces había conocido en su vida.
Jovani González Hernández
Jovani González Hernándezcompartió una citahace 3 meses
o aquello para lo que había vivido, y vio claramente que no debía haber sido así, que todo ello había sido una enorme y horrible superchería que le había ocultado la vida y la muerte.
Jovani González Hernández
Jovani González Hernándezcompartió una citahace 3 meses
Cuando volvieron a acostarle después de la comunión tuvo un instante de alivio y de nuevo brotó la esperanza de vivir. Empezó a pensar en la operación que le habían propuesto. «Vivir, quiero vivir» -se dijo.
bookmate icon
Una cuota. Cientos de libros
No solo compras un libro, sino que adquieres toda una biblioteca… por el mismo precio.
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)