Samanta Schweblin

Siete casas vacías

Avisarme cuando se agregue el libro
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
Las casas son siete, y están vacías. La narradora, según Rodrigo Fresán, es «una científica cuerda contemplando locos, o gente que está pensando seriamente en volverse loca». Y la cordura, como siempre, es superficial.

Samanta Schweblin nos arrastra hacia Siete casas vacías y, en torno a ellas, empuja a sus personajes a explorar terrores cotidianos, a diseccionar los miedos propios y ajenos, y a poner sobre la mesa los prejuicios de quienes, entre el extrañamiento y una “normalidad” enrarecida, contemplan a los demás y se contemplan. La prosa afilada y precisa de Schweblin, su capacidad para crear atmósferas intensas y claustrofóbicas, y la inquietante gama de sensaciones que recorren sus siete cuentos han hecho a este libro merecedor del IV Premio Internacional de Narrativa Breve Ribera del Duero. El jurado, del que formaron parte los escritores Pilar Adón, Jon Bilbao, Guadalupe Nettel, Andrés Neuman y que estuvo presidido por Rodrigo Fresán, valoró en Siete casas vacías la precisión de su estilo, la indagación en la rareza y el perverso costumbrismo que habita sus envolventes y deslumbrantes relatos.
Este libro no está disponible por el momento.
109 páginas impresas
Publicación original
2016

Opiniones

    Chris Cuadernocompartió su opiniónel año pasado
    👍Me gustó
    🚀Adictivo
    😄Divertido

    Siete Casas Vacías es un libro de cuentos, siete cuentos, en los que desde el principio sentí la tensión y la extrañeza de lo narrado. Desde el primer cuento quedé impresionado por la forma de narrar y por las situaciones descritas. En todos los cuentos sentí la ausencia y la perdida de los personajes, la búsqueda incesante de ese algo pero parece no haber sosiego. La mayoría de cuentos me encantaron pero los que más me quedaron en la memoria fueron: La respiración Cavernaria, el cuento más largo, un hombre sin suerte y Cuarenta centímetros cuadrados.

    *Nada de todo esto

    Un cuento muy raro y con un ambiente de por sí enrarecido. Una madre e hija suelen ir a mirar casas. Casas que no están a su alcance y de las que suelen tomar algo o realizar algún cambio, sin embargo, a la madre no le interesa en sí esos objetos. ¿tal vez le interesa el aire que se respira en esas casas o en esas familias o tal vez se trata de la calidez que está ausente en su propia casa?

    *Mis Padres y mis hijos

    De nuevo la extrañeza pero conjugada con la enfermedad. Un nuevo cuento que recurre a la búsqueda de lo perdido. Un hogar roto y de nuevo la presencia de un jardín. Al final de nuevo el silencio. La vejez y la juventud sin la vergüenza del pudor.

    *Siempre pasa en esta casa

    De nuevo un jardín, en el que un vecino, un padre que intenta recuperar/conservar la memoria de su hijo y una esposa que grita cuando este regresa a casa con esas prendas de vestir. Y el hijo de la vecina que es quién, cansado, toma la bolsa.

    *La Respiración Cavernaria

    es el mejor cuento que he leído este año. Maravilloso por la manera en que narra y logra retratar una enfermedad que afecta a la protagonista. Lo elementos repetitivos que logran que el lector note la extrañeza de la situación. Al principio la protagonista me molestó pero luego sentí mucha pena.

    *Cuarenta centímetros cuadrados

    es probablemente uno de los cuentos más cortos que he leído pero que más me ha hecho pensar sobre mí y sobre las cosas que cargo pero que son vacías, esas cajas que no sé donde buscar aunque conozco las rutas de la ciudad, y el poco espacio que ocupa un cuerpo.

    *Un Hombre sin suerte

    es un cuento que jugó con mis pensamientos y me hizo ver cuan retorcido se juzga las acciones. Al final me queda la duda ¿este hombre estaba actuando de una manera reprochable o soy yo el que quiso ver en sus actos algo reprochable? La escritora utiliza en su cuento todo lo que nos enseñaron como alerta y la protagonista sigue el rumbo sin percatarse de que le pueden hacer daño.

    *Salir

    Me gustó leer el cuento pero no creo haberlo entendido.

    Ingridcompartió su opiniónhace 2 años
    👍Me gustó

    Excelente. La habilidad de Samanta para plantear estos escenarios de terror cotidiano y cercano a nosotros hicieron que disfrute cada cuento. La desesperación de lo desconocido. Lo desconocido de lo cotidiano. Una obra madura de Samanta. Un lujo decir que es argentina.

    Sandra Sánchezcompartió su opiniónhace 2 años
    🔮Profundo
    🎯Justo en el blanco
    🚀Adictivo

    Estos cuentos tratan del terror de lo cotidiano que nos alcanza a todas, en algún momento, en el preciso momento.

    Rasga lo real.

Citas

    Irlanda Sánchez Juárezcompartió una citael año pasado
    Quería morirse, pero todas las mañanas, inevitablemente, volvía a despertarse.
    fercompartió una citahace 3 años
    La lista era parte de un plan: Lola sospechaba que su vida había sido demasiado larga, tan simple y liviana que ahora carecía del peso suficiente para desaparecer.
    Franzcompartió una citahace 9 meses
    Cuando le pido algo a Dios pido así: Dios, vos hacé lo mejor que puedas —y dio un largo suspiro—. De verdad, no pido nada puntual. De tanto escuchar a la gente aprendí que no siempre piden lo que es mejor para ellos

En las estanterías

fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)