Douglas Adams

Guía del autoestopista galáctico

Avisarme cuando se agregue el libro
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
Un jueves a la hora de comer, la Tierra es demolida para poder construir una nueva autopista hiperespacial. Arthur Dent, un tipo que esa misma mañana ha visto cómo echaban abajo su propia casa, considera que eso supera lo que una persona puede soportar. Arthur huirá de la Tierra junto a un amigo suyo, Ford Prefect, que resultará ser un extraterrestre emparentado con Zaphod Beeblebrox, un pirata esquizoide de dos cabezas, en cuya nave conocerá al resto de personajes que lo acompañarán: un androide paranoide y una terrícola que, como él, ha logrado escapar. Douglas Adams fue el creador de toda una serie de manifestaciones de la Guía del autoestopista galáctico: primero fue novela radiofónica, luego se convirtió en libro, series televisivas y teatrales, un juego de ordenador, cómics y toallas de baño. La película ascendió hasta las cumbres de la producción cinematográfica. Esta edición cuenta con entrevistas y materiales a partir del rodaje de la misma.
Este libro no está disponible por el momento.
283 páginas impresas
Publicación original
2008

Libros relacionados

Opiniones

    carlos2003comcompartió su opiniónhace 3 años
    🚀Adictivo

    Por favor agregen este libro :(
    Es otro de mis favoritos :(
    Por favooooooooooooooor :(

    luisfelipemxcompartió su opiniónhace 2 meses

    Muy entretenido.

    Daniel Chazaricompartió su opiniónhace 10 meses
    👍Me gustó
    🔮Profundo
    💡He aprendido mucho
    💞Romántico

    Un verdadero libro de ciencia ficción. Personajes entrañables (incluso Marvin) y una peculiar historia acerca de cómo se fundó la Tierra. Cómica, curiosa, corta y súmamente entretenida. Me encantó. Podría ser una buena lectura para incluir a los niños a la lectura

Citas

    Ramon Verduzco-olivacompartió una citahace 8 meses
    Curiosamente, lo único que pasó por la mente del tiesto de petunias mientras caía fue: «¡Oh, no! Otra vez, no.» Mucha gente ha imaginado que si supiéramos exactamente lo que pensó el tiesto de petunias, conoceríamos mucho más de la naturaleza del Universo de lo que sabemos ahora
    Celeste Lópezcompartió una citael año pasado
    Este planeta tiene, o mejor dicho, tenía el problema siguiente: la mayoría de sus habitantes eran infelices durante casi todo el tiempo. Muchas soluciones se sugirieron para tal problema, pero la mayor parte de ellas se referían principalmente a los movimientos de pequeños trozos de papel verde; cosa extraña, ya que los pequeños trozos de papel verde no eran precisamente quienes se sentían infelices.
    Carlos Martínezcompartió una citael mes pasado
    El trabajo del presidente no es el ejercicio del poder, sino desviar la atención de él.

En las estanterías

fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)