bookmate game
Libros
Carlos García Gual

La muerte de los héroes

  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    La secta de los órficos adoptó al héroe como su patrón, sin duda por su relación con el otro mundo. Y bajo su nombre se transmitieron las enseñanzas y ritos mistéricos que poco tenían que ver, en principio, con su figura mítica
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    según la tradición, había sido dedicada en el templo de Apolo, donde se conservó por largo tiempo”. También se contaba que los dioses la elevaron al cielo y quedó en la constelación de la Lira, por un catasterismo singular. Filóstrato, en el siglo III de nuestra era, narra cómo la cabeza de Orfeo alcanzó fama como dadora de oráculos. Esto, en su tiempo, era solo una tradición del pasado. Su versión es que ese don profético fue suprimido por el mismo Apol
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    contrastar esa narración en sus impresionantes detalles con la de Virgilio. Ovidio, como es de esperar, resulta más extenso, atento a los gestos dramáticos y rasgos pintorescos, es decir, más colorista que Virgilio, mientras este da a la escena unos tonos más patéticos y de mayor lirismo
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    Hades, donde suplicó por su esposa a los dioses infernales. En mi opinión, Orfeo era alguien que superó a los que le precedieron en la composición de versos, y alcanzó una posición de gran poder debido a la creencia de que había descubierto el modo de iniciar en la comunión con los dioses, de purificarse del pecado, de curar enfermedades y de alejar la venganza divina. Dicen que las mujeres de los tracios se conjuraron para darle muerte, porque persuadía a sus maridos a seguirlo en sus peregrinajes, pero que se abstuvieron por temor a los hombres hasta haberse llenado de vino, y entonces llevaron acabo la impía acción. Otros
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    La muerte de Orfeo, asaltado y despedazado por las enfurecidas bacantes (que nos recuerda el descuartizamiento del rey tebano Penteo) la cuentan muchos autores, pero con algunas curiosas variantes. La refiere, por ejemplo, Pausanias, para explicar la existencia de una estatua de Orfeo en el santuario de las musas junto al Helicón
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    Mientras tanto, Deyanira se había enterado de su trágico error y, horrorizada, se suicida con un puñal. Su amor insensato había causado la muerte de quien más quería. No conozco un final más trágico en al literatura antigua: el héroe que regresa cae en la trampa tramada por su enemigo y lleva a una muerte inesperada y horrible la mujer que él amaba, a la que él salvó y que le quería también de todo corazón, impulsada ingenuamente por el ansia de conservar su amor
  • b0589265497compartió una citahace 7 meses
    La transmisión es no solo repetición, sino también en muy notable medida recreación, sobre todo cuando es un poeta quien retoma los cantos heroicos. Está claro que más tarde, ya en la Atenas de finales del siglo VI y a lo largo del siglo V, el teatro trágico pone en escena esos mitos adaptados a
  • Luis Alberto Barqueracompartió una citahace 4 años
    Se contaba, pues, que, cierta vez al pasar por Corinto, Sísifo sedujo a Anticlea, cuando esta iba a casarse con Laertes, el rey de Ítaca, y la dejó encinta antes de la boda. De modo que del taimado Sísifo, Odiseo habría heredado el genio para la trampa y la mentira. (Los griegos, ya se sabe, eran propensos a los chismorreos ingeniosos).

    Por otra parte, el castigo de Sísifo se ha convertido en un símbolo del esfuerzo inútil y reiterado.
  • Luis Alberto Barqueracompartió una citahace 4 años
    Solo cuando ya las bacantes caen sobre él, tendido en el suelo, a punto de morir, a manos de su madre, Penteo exclama: “¡Ahora comprendo!”.

    Ese reconocimiento es lo que en griego se llama anagnórisis, un elemento que Aristóteles consideraba muy importante en la estructura trágica. La anagnórisis puede ser progresiva, como en el caso de Edipo, en el Edipo rey de Sófocles, o repentina, como aquí, ya en las puertas de la muerte.
  • Luis Alberto Barqueracompartió una citahace 4 años
    En el momento final del espléndido viaje de la nave, pionera en abrir el paso hacia el mar Negro, fabulosa surcadora de los grandes ríos de Europa, diseñada por inspiración de la diosa Atenea
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)