Irene Solà Saez

Canto yo y la montaña baila

Avisarme cuando se agregue el libro
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
Primero llegan la tormenta y el rayo y la muerte de Domènec, el campesino poeta. Luego, Dolceta, que no puede parar de reír mientras cuenta las historias de las cuatro mujeres a las que colgaron por brujas. Sió, que tiene que criar sola a Mia e Hilari ahí arriba en Matavaques. Y las trompetas de los muertos, que, con su sombrero negro y apetitoso, anuncian la inmutabilidad del ciclo de la vida.
Canto yo y la montaña baila es una novela en la que toman la palabra mujeres y hombres, fantasmas y mujeres de agua, nubes y setas, perros y corzos que habitan entre Camprodon y Prats de Molló, en los Pirineos. Una zona de alta montaña y de frontera que, más allá de la leyenda, conserva la memoria de siglos de lucha por la supervivencia, de persecuciones guiadas por la ignorancia y el fanatismo, de guerras fratricidas, pero que encarna también una belleza a la que no le hacen falta muchos adjetivos. Un terreno fértil para liberar la imaginación y el pensamiento, las ganas de hablar y de contar historias. Un lugar, quizás, para empezar de nuevo y encontrar cierta redención.
De la obra de Irene Solà se ha dicho: «Lo que triunfa en todo el relato es la alegría de narrar» (Ponç Puigdevall, El País); «El oficio narrativo entendido como un esfuerzo de construcción, de ir y volver, de no dar nada por bueno a la primera, de jugar con la fina línea que separa la realidad y la ficción» (Esteve Plantada, Nació Digital).
Este libro no está disponible por el momento.
167 páginas impresas
Publicación original
2019

Opiniones

    Hatebreedercompartió su opiniónel año pasado
    👍Me gustó

    No habría leído este libro si no fuera por el club de lectura 《Hijas de Mary Wollstonecraft》y este ha sido un buen reinicio al club, definitivamente no es un libro para todos, incluso diría que no es un libro para mi, por la cantidad de personajes y la forma de narrar no cronológica de la historia. Me pareció impresionante la forma que tiene la autora de voltear las cosas y que sigan teniendo sentido, el como te deja pensar que por fin estás entendiendo las cosas y que la historia será lineal a partir de ese momento Y ENTONCES jala del lastre con el que te tiene amarrado y te marea, te confunde hasta que derrepente vuelves a desconocer donde te encuentras.

    Sandy Jaguarcompartió su opiniónhace 3 meses
    👍Me gustó
    🔮Profundo
    💡He aprendido mucho

    Leí este libro el año pasado, me preguntaron apenas qué me pareció y me pareció brillante, muy bien narrado, me fascina la diversidad de voces y perspectivas, además de ese tinte de tradición oral que hace las veces de una ventana a esa cultura española de la que en América Latina no nos enteramos casi nunca.

    Ana Saenzcompartió su opiniónhace 3 meses

    Lo sentí algo bastante enredado. Quizás tenga que hacer una segunda lectura para comprender mejor las tradiciones catalanas.

Citas

    Jimene Cirenezcompartió una citahace 7 meses
    Y siento perdonarte cuando te perdono. Y siento no perdonarte cuando no te perdono. Y siento que a veces no basta con sentirlo, como a veces no basta con quererse.
    Fernanda Briseñocompartió una citael año pasado
    A algunos hombres se les atasca la lengua y se les seca en la boca, y no saben abrirla ni para decir cosas bonitas a sus hijos, ni cosas bonitas a sus nietos, y así se pierden las historias
    Hatebreedercompartió una citael año pasado
    Y ahora dirá algunas cosas. Las que se pueden decir seguidas, como una cuerda. Las que recuerda, las que se encienden como bengalas. Las que hay que arrancar como si fueran cebollas. Las que hay que decir en voz baja y las que hay que decir poco a poco. Las que queman. Las que se dicen mirando los árboles, y las que se dicen mirando la hierba, y las que se dicen mirándonos las manos, una encima de otra, y después mirándome a mí. Yo escucharé. Después diré algunas cosas. Lo que pueda. Y luego se hará de día. Primero de color gris, después azul y después amarillo.

En las estanterías

    Ale Luévano
    Morras
    • 193
    • 26
    La mal leída
    Mujeres escritoras
    • 114
    • 8
    Nicté Toxqui
    Narrar 💣
    • 128
    • 7
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)