62Lectores11Estanterías
0Opiniones
72Citas

Citas de “Vida y destino” de Vasili Grossman

Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
No todas las mujeres con las que te acuestas pueden ser tu mujer.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
En aquellas horas de amargura en que su vida se quebraba comprendió el valor del amor de una mujer. ¡Una mujer! Sólo ella puede querer a un hombre pisoteado por botas de hierro. Allí está él, cubierto de escupitajos, y ella le lava los pies, le desenreda el pelo, acaricia sus ojos que se han vuelto apáticos. Cuanto más le han destruido el alma, cuanto más repugnante se ha convertido y más despreciable es para el mundo, más querido es para ella.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El bien no está en la naturaleza, tampoco en los sermones de los maestros religiosos ni de los profetas, no está en las doctrinas de los grandes sociólogos y líderes populares, no está en la ética de los filósofos. Son las personas corrientes las que llevan en sus corazones el amor por todo cuanto vive; aman y cuidan de la vida de modo natural y espontáneo. Al final del día prefieren el calor del hogar a encender hogueras en las plazas.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Aquellos que luchan por su propio bien tratan de presentarlo como el bien general. Por eso proclaman: mi bien coincide con el bien general, mi bien no es sólo imprescindible para mí, es imprescindible para todos. Realizando mi propio bien persigo también el bien general.
Así, tras haber perdido el bien su universalidad, el bien de una secta, de una clase, de una nación, de un Estado asume una universalidad engañosa para justificar su lucha contra todo lo que él conceptúa como mal.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
¿Qué es el bien? A menudo se dice que es un pensamiento y, ligado a este pensamiento, una acción que conduce al triunfo de la humanidad, o de una familia, una nación, un Estado, una clase, una fe.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Si no quieres oler a mierda, no la toques…
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El hombre condenado a la esclavitud se convierte en esclavo por destino, pero no por naturaleza.
La aspiración innata del hombre a la libertad es invencible; puede ser aplastada pero no aniquilada.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El alma soporta largos sufrimientos durante años, a veces incluso décadas, hasta que, piedra sobre piedra, erige poco a poco el túmulo del ser querido y llega a aceptar la pérdida irreparable, se resigna a la inevitabilidad de lo que ha pasado.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Era sorprendente constatar cuántos hombres había de pequeña estatura, narigudos, de frente baja, labios leporinos, cabecita de gorrión. ¡Qué cantidad de arios había allí, con la piel oscura cubierta de granos, abscesos y pecas!
Eran feos y débiles; así los habían traído al mundo sus madres y así los amaban. Era como si hubieran desaparecido, no ya los hombres, sino la nación, que marchaba con el mentón rígido, la boca arrogante, el pelo rubio, blancos de piel, con el pecho de granito.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Y el Stalingrado en guerra tenía alma. Su alma era la libertad.
La capital de la guerra contra el fascismo había quedado reducida a las enmudecidas y frías ruinas de lo que otrora fue una ciudad de provincias industrial y portuaria.
Allí, diez años después, miles de prisioneros levantarían una imponente presa, construirían una de las más gigantescas centrales hidroeléctricas del mundo.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El 2 de febrero de 1943 amaneció cubierto de nubes.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
cifrado: le habían concedido el título de mariscal de campo. Hizo otra tentativa para demostrar que tenía razón y le otorgaron la más alta condecoración del Reich a la Cruz de Caballero con Hojas de Roble.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El 31 de enero Paulus, finalmente, recibió una respuesta a su mensaje ci
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Paulus envió un nuevo mensaje cifrado notificando que todavía había una pequeña posibilidad de romper el cerco. Se esperaba un terrible estallido de ira; nadie se había atrevido a llevarle la contraria dos veces al comandante supremo. Le habían contado la historia de cómo Hitler, en un arrebato de furia, le arrancó del pecho, al mariscal de campo Rundstedt la Cruz de Caballero, y Brauchitsch, que había presenciado la escena, al parecer sufrió un ataque al corazón. Con el Führer no se podía bromear.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
«Después de enterarte de lo ocurrido, te has alegrado no porque me hayan aplastado sino porque has llegado a tiempo de escaparte de mí, y bendices ese instinto de roedor que te ha permitido abandonar el barco antes de que se fuera a pique…, estoy solo…».
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Liev Davídovich [118]
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Iósif, Koba, Soso [117].
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Si dejas a alguien, le dejas de verdad, sin dar marcha atrás. No tiene sentido llorar por la leche derramada.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
Yo no tengo pelos en la lengua.
Fernando Ricardez
Fernando Ricardezcompartió una citahace 3 años
El cerco que sufrió el ejército de Paulus en Stalingrado determinó el curso de la guerra.
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)