Alejandro Magallanes

    Lilícompartió una citahace 2 años
    El silencio hizo que el cielo que tenía tu nombre se cerrara.
    Ana Saenzcompartió una citael año pasado
    Quizá la mayor prueba de la voluntad sea la de decidirse. No consiste en arrastrar el cuerpo hacia el trabajo, ni en obligarse a renunciar a cierto tipo de comidas. La mayor prueba de la voluntad es decidirse a pesar de todo a conservar la propia vida. Es una decisión más difícil que la de elegir destruir una vida ajena, porque al morir uno, se termina lo que pueda generar un cambio en el mundo en el cual la propia voluntad opera.
    Irma Selemecompartió una citael año pasado
    ¿Es el corazón el órgano del deseo? Así se le concibe, aprisionado, en el campo de lo imaginario (claro, lo sabemos bien, el corazón se hincha, desfallece, como el sexo, y además, agrego, el corazón se rompe, se parte en dos o en tres o en cuatro, como le sucedió a Juan). ¿Adónde van a parar los movimientos del corazón? ¿Los sinceros y puros movimientos del corazón? Yo me lo pregunto, justo ahora, aquí, en este mismo instante, con curiosidad malsana: ¿qué sentirán los asistentes a este entierro? ¿Qué siento yo? ¿Qué pudo sentir Juan antes de morir, antes de que el corazón le estallara en mil pedazos?
    Miriam Carrillocompartió una citahace 10 meses
    Suponiendo que fuera yo materia
    susceptible a tu brillo y a tu efecto,
    debería saber que lo que miro
    es un brillo que viene del pasado,
    radiación del principio de los tiempos,
    donde hacías explosión como una risa
    que hoy alumbra mis ojos cual planetas
    Laura Contrerascompartió una citahace 2 años
    Las ballenas se parecen a nosotros.

    Lloran cuando secuestran a sus hijos,

    son 97% agua,

    cada familia habla su propio lenguaje,

    tiene caries, son polígamas,

    permanecen horas suspendidas en diagonal,

    acurrucadas unas sobre otras.

    Cuando sueñan las ballenas

    son delicadas flores de pétalos de carne.
    Sugey Navarrocompartió una citael año pasado
    ¿No se les ha concedido a los artistas un enorme don (divino), el de poder leer en los corazones de los hombres?

    El corazón tiene razones que la inteligencia desconoce.
    Claudia Htcompartió una citahace 9 meses
    Tuve que trabajar muchísimos textos y oír muchas veces los discos de mis compositores preferidos para tener un trasfondo y además documentarme mejor sobre la música, las enfermedades del corazón y su fisiología; recopilar pacientemente las expresiones relacionadas con el corazón, provenientes de un saber popular, presente en los refranes, las frases hechas, las letras populares y las cultas. Es un cúmulo de notas que van poco a poco decantándose y pueden constituir una especie de palimpsesto textual que sostiene la escritura, que está debajo de lo que uno escribe y le va dando cuerpo, el que se advierte, el que vemos y conocemos, pues adentro, sin que lo veamos y a veces ni siquiera lo sintamos, están obviamente el corazón, el estómago, el hígado, las venas, las arterias, y, de repente, lo de adentro y lo de afuera, lo escondido y lo evidente, ese confuso arsenal de conocimientos y lugares comunes se va afinando
    Claudia Htcompartió una citahace 9 meses
    Tuve que trabajar muchísimos textos y oír muchas veces los discos de mis compositores preferidos para tener un trasfondo y además documentarme mejor sobre la música, las enfermedades del corazón y su fisiología; recopilar pacientemente las expresiones relacionadas con el corazón, provenientes de un saber popular, presente en los refranes, las frases hechas, las letras populares y las cultas. Es un cúmulo de notas que van poco a poco decantándose y pueden constituir una especie de palimpsesto textual que sostiene la escritura, que está debajo de lo que uno escribe y le va dando cuerpo, el que se advierte, el que vemos y conocemos, pues adentro, sin que lo veamos y a veces ni siquiera lo sintamos, están obviamente el corazón, el estómago, el hígado, las venas, las arterias, y, de repente, lo de adentro y lo de afuera, lo escondido y lo evidente, ese confuso arsenal de conocimientos y lugares comunes se va afinando y deja el sedimento que una realmente necesita para la economía textual
    Javier Tinajero Rodríguezcompartió una citael año pasado
    En mi adolescencia se hablaba de “intelectuales de café”, no con el respeto que se le concede a una secta que transmite ideas en el apretado espacio de una mesa, sino con el desprecio que ameritan quienes dan la espalda a la realidad y se refugian en la vana especulación
    dianalauraaacompartió una citahace 2 años
    “… amar la vida y creer en ella significa también amar su dolor; significa amar la época en la que hemos nacido y sus abismos de terror; y significa amar, del destino su oscuridad y su tremendo carácter imprevisible”
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)