Mario Benedetti

La Tregua

    b4680279489compartió una citahace 6 años
    Tengo la horrible sensación de que pasa el tiempo y no hago nada, y nada acontece, y nada me conmueve hasta la raíz
    perrocompartió una citahace 5 años
    Yo estaba aún formando mentalmente mi frase inicial de abordaje, cuando ella dio vuelta la cabeza hacia mí, y dijo: “Si me va a hablar, decídase”.
    Alessandro Rodríguezcompartió una citahace 6 años
    Así estamos, cada uno en su orilla, sin odiarnos, sin amarnos, ajenos.
    Luis Candiacompartió una citahace 6 años
    Tengo la horrible sensación de que pasa el tiempo y no hago nada, y nada acontece, y nada me conmueve hasta la raíz
    Michelle Marionicompartió una citahace 6 años
    Pero una cosa es cierta: no me atrevo a juzgarte. Sé que cuando uno ve las cosas desde fuera, cuando uno no se siente complicado en ellas, es muy fácil proclamar qué es lo malo y qué es lo bueno. Pero cuando uno está metido hasta el pescuezo en el problema (y yo he estado muchas veces así), las cosas cambian, la intensidad es otra, aparecen hondas convicciones, inevitables sacrificios y renunciamientos que pueden parecer inexplicables para el que sólo observa.
    Daniela Trinidadcompartió una citahace 4 años
    Donde ella esté, si es que está, ¿qué recuerdo tendrá de mí?
    Omar Caballerocompartió una citahace 4 años
    «¿Sabés lo que te pasa? Que no vas a ninguna parte».
    Michelle Marionicompartió una citahace 6 años
    Ah, ustedes los pantalones. ¡Con qué facilidad condenan a las mujeres! Mire, yo le puedo asegurar que cuando una mujer se pierde, siempre hay un hombre ruin, cretino, denigrante, que primero le hizo perder la fe en sí misma
    Michelle Marionicompartió una citahace 6 años
    “Ahora lo sé. No te quiero por tu cara, ni por tus años, ni por tus palabras, ni por tus intenciones. Te quiero porque estás hecho de buena madera.”
    Alessandro Rodríguezcompartió una citahace 6 años
    Ella me daba la mano y no hacía falta más. Me alcanzaba para sentir que era bien acogido. Más que besarla, más que acostarnos juntos, más que ninguna otra cosa, ella me daba la mano y eso era amor.
    ashaelcompartió una citahace 2 meses
    Ojalá te sientas a la vez protector y protegido, que es una de las más agradables sensaciones que puede permitirse el ser humano.
    re1382001compartió una citahace 10 meses
    Si alguna vez me suicido, será en domingo. Es el día más desalentador, el más insulso. Quisiera quedarme en la cama hasta tarde, por lo menos hasta las nueve o las diez, pero a las seis y media me despierto solo y ya no puedo pegar los ojos. A veces pienso qué haré cuando toda mi vida sea domingo.
    Gloria Sanchezcompartió una citael año pasado
    Porque yo tengo todo el cuadro mental y moral del suicida, menos la fuerza que se precisa para meterse un tiro en la sien. Tal vez el secreto resida en que mi cerebro tiene algunas necesidades propias del corazón, y mi corazón algunas exquisiteces propias del cerebro.”
    Isela Rscompartió una citael año pasado
    Lunes 3 de febrero
    Ella me daba la mano y no hacía falta más. Me alcanzaba para sentir que era bien acogido. Más que besarla, más que acostarnos juntos, más que ninguna otra cosa, ella me daba la mano y eso era amor.
    Jesus Arccompartió una citahace 2 años
    cuando hacíamos el amor, parecía que cada duro hueso mío se correspondía con un blando hueco de ella, que cada impulso mío se hallaba matemáticamente con su eco receptor. Tal para cual. Igual que cuando uno se acostumbra a bailar con la misma pareja. Al principio, a cada movimiento corresponde una réplica; después, la réplica corresponde a cada pensamiento.
    Isabel Moralescompartió una citahace 2 años
    tengo la angustiante sensación de que la vida se me está escapando, como si mis venas se hubieran abierto y yo no pudiera detener mi sangre.
    Carolina Medina Garcíacompartió una citahace 2 años
    Cuántas palabras, sólo para decir que no quiero parecer patético.
    Miguel Guisacompartió una citahace 3 años
    Es evidente que Dios me concedió un destino oscuro. Ni siquiera cruel. Simplemente oscuro. Es evidente que me concedió una tregua. Al principio, me resistí a creer que eso pudiera ser la felicidad. Me resistí con todas mis fuerzas, después me di por vencido y lo creí. Pero no era la felicidad, era sólo una tregua. Ahora estoy otra vez metido en mi destino. Y es más oscuro que antes, mucho más.
    lisreyesm2812compartió una citahace 3 años
    Siempre doy menos de lo que tengo. Mi estilo de querer es ése, un poco reticente, reservando el máximo sólo para las grandes ocasiones
    Anna Skorobogatovacompartió una citahace 4 años
    “A veces me siento desdichada, nada más que de no saber qué es lo que estoy echando de menos”
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)