El príncipe y el mendigo, Mark Twain
Gratis
Mark Twain

El príncipe y el mendigo

Leer
Katerine Rua
Katerine Ruacompartió una citahace 3 años
porque la barriga llena vale poco cuando mueren de hambre la mente y el corazón.
Ana Rivera
Ana Riveracompartió una citahace 2 años
Cuando sea rey, no sólo tendrán pan y albergue, sino enseñanza con libros, porque la barriga llena vale poco cuando mueren de hambre la mente y el corazón. Guardaré esto muy bien en mi memoria: que la lección de este día no se pierda y por ello sufra mi pueblo; porque el aprender suaviza el corazón y presta gentileza y caridad."
Aroldo Escobar
Aroldo Escobarcompartió una citahace 4 años
Habla, buen muchacho, y no temas nada –dijo el rey–. ¿Para qué usaste el Gran Sello de Inglaterra?
Tom balbució un momento, con patética confusión, y al fin pudo sacarlo:
–¡Para cascar nueces!
valeriabahena23
valeriabahena23compartió una citael año pasado
Después vino la amargura, el dolor y las lágrimas.
Michel Isidro
Michel Isidrocompartió una citahace 2 años
Sacudid la paja y venid a mi lado para que haga penetrar en vuestros incrédulos oídos el sueño más insólito que han evocado jamás los espíritus de la noche para dejar pasmada el alma de un hombre.
Elena Irias
Elena Iriascompartió una citahace 2 años
Estaba caliente, cobijado; es decir, era feliz.
Elena Irias
Elena Iriascompartió una citahace 2 años
piltrafa con vida,
Elena Irias
Elena Iriascompartió una citahace 2 años
Sus viejos sueños habían sido tan agradables, ¡y era tan temible esta realidad!
Elena Irias
Elena Iriascompartió una citahace 2 años
¡Soy muy joven para morir y tú puedes salvarme con una palabrita! ¡Oh!, ¡dila, señor!
Fernanda García
Fernanda Garcíacompartió una citahace 4 años
–¿Su vestido? ¿Sólo tienen uno?
–¡Oh!, buen señor, ¿qué harían con más? En verdad no tienen dos cuerpos cada una
b3226627549
b3226627549compartió una citahace 14 días
No te preocupe tu desventura, buen amigo. Otros hay en el mundo cuya identidad se niega y cuyos derechos se toman a broma. No estás solo.
b3226627549
b3226627549compartió una citahace 14 días
Nada ha cambiado, por lo menos nada más que la gente, porque en diez años la gente cambia. A algunos me parece conocer, pero a mí no me conoce nadie.
b3226627549
b3226627549compartió una citahace 17 días
porque cuando un rey ha caído tan bajo que las mismas ratas toman por cama su cuerpo, eso significa en verdad que su suerte va a cambiar, puesto que está claro que no puede bajar más.
b3226627549
b3226627549compartió una citahace 17 días
pero el hambre es el amo del orgullo
b3226627549
b3226627549compartió una citahace 2 meses
Cuando sea rey, no sólo tendrán pan y albergue, sino enseñanza con libros, porque la barriga llena vale poco cuando mueren de hambre la mente y el corazón. Guardaré esto muy bien en mi memoria: que la lección de este día no se pierda y por ello sufra mi pueblo; porque el aprender suaviza el corazón y presta gentileza y caridad."[2]
Jose Alberto Godoy Blanco
Jose Alberto Godoy Blancocompartió una citahace 2 meses
Querrías que se quitaran su vestido y durmieran sin él, como los animales?

–¿Su vestido? ¿Sólo tienen uno?

–¡Oh!, buen señor, ¿qué harían con más? En verdad no tienen dos cuerpos cada una.
Dana Kalid
Dana Kalidcompartió una citahace 2 meses
A menudo leía los viejos libros del sacerdote y le hacía explicárselos y explayarse. Poco a poco, sus sueños y lecturas operaron ciertos cambios en él. Sus personas ensoñadas eran tan refinadas, que él empezó a lamentar sus andrajos y su suciedad, y a desear ser limpio y mejor vestido. De todos modos siguió jugando en el lodo y divirtiéndose con ello, pero en vez de chapotear en el Támesis sólo por diversión, empezó a encontrar un nuevo valor en él por el lavado y la limpieza que le procuraba.
Dana Kalid
Dana Kalidcompartió una citahace 3 meses
"Cuando sea rey, no sólo tendrán pan y albergue, sino enseñanza con libros, porque la barriga llena vale poco cuando mueren de hambre la mente y el corazón. Guardaré esto muy bien en mi memoria: que la lección de este día no se pierda y por ello sufra mi pueblo; porque el aprender suaviza el corazón y presta gentileza y caridad."
Marshall Mallete
Marshall Malletecompartió una citahace 3 meses
Dame un beso, mi príncipe. Vamos, ¿qué temes? ¿No soy tu amante padre?
Marshall Mallete
Marshall Malletecompartió una citahace 3 meses
cogió entre sus manos el rostro asustado y lo contempló un rato, con ahínco y amorosamente
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)