El El Diablo, Los Demonios, Y La Guerra Espiritual, Tom Brown
Tom Brown

El El Diablo, Los Demonios, Y La Guerra Espiritual

Avisarme cuando se agregue el libro
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
El autor Tom Brown argumenta que hemos olvidado nuestro deber de compartir la misión de Jesucristo: derrotar al adversario que gobierna este mundo.
Este libro no está disponible por el momento.
226 páginas impresas

Opiniones

👍
👎
💧
🐼
💤
💩
💀
🙈
🔮
💡
🎯
💞
🌴
🚀
😄

¿Qué te pareció el libro?

Inicia sesión o regístrate

Citas

Gina Gil
Gina Gilcompartió una citahace 4 años
Tú vas a descubrir lo que le impide a la gente que puedan ver la luz.
Christian Cuéllar
Christian Cuéllar compartió una citahace 4 años
Por favor considera las palabras que refiere el apóstol Juan: “El Hijo de Dios se manifestó con este propósito: para destruir las obras del diablo” (1ª Juan 3:8). La palabra propósito indica un motivo. Demuestra el verdadero motivo de Dios: derrotar y conquistar al diablo, de una vez y para siempre
pcorderog
pcorderogcompartió una citahace 4 años
El plan del diablo era separar a Adán y a Eva de Dios, por medio de tentarlos para que desobedecieran la Palabra de Dios, y que comieran del “árbol del conocimiento del bien y del mal” (Génesis 2:17).
Razón y motivo para la encarnación
La intención detrás del plan del diablo era usurpar la autoridad que Dios le había dado a la raza humana. Cuando Dios creó al hombre, Dios le dio dominio sobre toda la creación, diciendo,
Y los bendijo Dios, y les dijo: Sed fecundos y multiplicaos, y llenad la tierra y sojuzgadla; ejerced dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo y sobre todo ser viviente que se mueve sobre la tierra. (Génesis 1:28)
Sin embargo, a través del plan del diablo, él fue capaz de anular el dominio que la primera pareja tenía sobre el mundo para venir a apoderárselo. No sólo Adán y Eva no fueron capaces de gobernar a la serpiente, sino que la serpiente se convirtió en el gobernador por encima de ellos.
Por lo tanto, el plan de Dios tenía que ir más allá de solamente perdonar a los pecadores—también tenía que incluir el hecho de volver a establecer el dominio de ellos por encima de Satanás.
Por favor considera las palabras que refiere el apóstol Juan: “El Hijo de Dios se manifestó con este propósito: para destruir las obras del diablo” (1ª Juan 3:8). La palabra propósito indica un motivo. Demuestra el verdadero motivo de Dios: derrotar y conquistar al diablo, de una vez y para siempre. La mayoría de los cristianos no consideran la derrota del diablo como la médula de la encarnación de Jesús

En las estanterías

Guerra Espiritual, Christian Cuéllar
Christian Cuéllar
Guerra Espiritual
  • 6
  • 6
Ministracion, Otto Garcia
Otto Garcia
Ministracion
  • 12
  • 2
Lo que me gusta, Evelyn
Mejores, Dairo Alonso Jiménez
Dairo Alonso Jiménez
Mejores
  • 4
Cinthia , Christian Cuéllar
Christian Cuéllar
Cinthia
  • 3
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)