Charles Bukowski

Erecciones, eyaculaciones, exhibiciones

Avisarme cuando se agregue el libro
Para leer este libro carga un archivo EPUB o FB2 en Bookmate. ¿Cómo puedo cargar un libro?
Éste es el primer libro que se publicó en España de un autor entonces desconocido, Charles Bukowski, que alcanzó de inmediato gran popularidad. Se ha comparado a Bukowski con Henry Miller y Hemingway, con Célice y Artaud, con Charlie Parker y W. C. Fields, y en pocos años pasó de escritor «maldito» a leyenda viviente. Los relatos aquí reunidos parecen extraídos de las tripas ulcerosas de su narrador, escritos entre ataques de delirium tremens, orgías y fantasías alcohólicas, utilizando el crudo lenguaje de la calle, de la escoria, de la basura, como nadie lo había hecho. Crónicas brutalmente divertidas de la pesadilla yanqui, del «desierto de neón», tan exentas de hipocresía, tan auténticas, que hacen estremecer. Apostamos a que el lector de este libro estará de acuerdo con la receta de Neil Baldwin: «Tomar una porción de Hemingway, añadir una dosis de humor (del que Hemingway extrañamente carece, mientras Bukowski es un virtuoso), mezclar con un puñado de hojas de afeitar y varios litros de vino barato, luego una o dos gotas de ironía, agitar bien y leerlo al final de la noche: así tendrá el auténtico sabor Bukowski».
Este libro no está disponible por el momento.
185 páginas impresas
Publicación original
2013

Opiniones

    b5329499895compartió su opiniónhace 8 meses
    🚀Adictivo

    ....los cigarrillos mexicanos” ardían de modo distinto ,ardían Caliente como si estuviesen vivos...

    sergio sanchezcompartió su opiniónel año pasado

    Fantástico como solo Bukowsky sabe hacerlo!!!

    Diego Alvr Chcompartió su opiniónhace 2 años
    👍Me gustó
    🎯Justo en el blanco
    🚀Adictivo
    😄Divertido

    Son narraciones muy realistas y crudas, me parece demasiado interesante este libro.

Citas

    Dayana Garzacompartió una citahace 3 años
    la gente cree que es todo lo que tengo. La belleza no es nada. La belleza no permanece. No sabes la suerte que tienes siendo feo, porque si le agradas a alguien sabes que es por otra cosa.
    b2742481011compartió una citahace 5 meses
    Fue entonces cuando pude apreciar que era una persona que rebosaba bondad y cariño. Se entregaba sin saberlo. Al mismo tiempo, retrocedía a zonas de descontrol e incoherencia. Esquizoide. Una esquizo hermosa y espiritual. Quizás algún hombre, algo, acabase destruyéndola para siempre. Esperaba no ser yo.
    Osmar Caballerocompartió una citahace 2 años
    cuatro paredes no sólo te destruyen sino que les ayudan a ELLOS a destruirte. No hay por qué darles victorias fáciles. Saber mantener el equilibrio justo entre soledad y gente, ésa es la clave, ésa es la táctica, para no acabar en el manicomio.

En las estanterías

fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)