Libros
Cristina Morales

Introducción a Teresa de Jesús

  • Paula Guillén Rodríguezcompartió una citahace 3 días
    cultura y la modernura, que mantiene a las editoras (y también a los editores) en sus posiciones de poder violador. Negar que nos violan solo sirve para que nos sigan violando.
  • Paula Guillén Rodríguezcompartió una citahace 3 días
    Negar la violencia editorial es hacerles un favor a nuestras patronas-editoras-violadoras (¡con qué clarividencia declaraba la escritora Luna Miguel en una entrevista que lo que quería de los escritores de hoy era que nos dejaran escribir, que no nos violaran y no nos mataran!). Negar esa violencia es seguir alimentando el mito de descubridoras de tesoros literarios, de adalides de la cul
  • Paula Guillén Rodríguezcompartió una citahace 3 días
    A veces hasta lo matamos. Toda esa violencia que nuestro escrito padece y contra la que se revuelve es parte del texto. Lo constituye, lo determina. No hace de él algo «menos original» según la romántica concepción del acto creador
  • Paula Guillén Rodríguezcompartió una citahace 3 días
    Lo que hay que decir es que esta obra fue escrita a pesar de esos buenos consejos.
  • Paula Guillén Rodríguezcompartió una citahace 4 días
    En el entendido de que la tarea de la escritora es de tapas para adentro (como la liberal concepción de la vida privada) y que lo que pasa tapas para afuera (la liberal concepción de la vida pública) es un asunto de diseñadoras, comerciales, distribuidoras, libreras, prescriptoras clásicas e influencers modernas del que ella no debe preocuparse. Bajo esa concepción, la escritora es una proveedora más, al nivel del proveedor de folios o de café para la máquina que hay en pasillo de la editorial.
  • Alocompartió una citahace 2 años
    Nosotras y nuestros textos estamos vivos, en un mundo de mierda pero vivos, y es gracias a esa cabezonería por seguir vivas y escribiendo que podemos seguir señalando la mierda.
  • Alocompartió una citahace 2 años
    Despentes, que desplaza el juicio de la dignidad hacia el violador (¡él es el indigno por la violencia que ejerce!)
  • Alocompartió una citahace 2 años
    Teresa fue la primera en abordarse a sí misma como materia inaudita de cuento: se hizo texto, o sea, se tejió.
  • Alocompartió una citahace 3 años
    «Escribir para dar gusto, ¿no es echar más escombros sobre las ruinas, o limpiarlas y recolocarlas, haciendo como que se construye, cuando en realidad no hay edificio sino una ordenada montaña de basura?»
  • Alocompartió una citahace 3 años
    ¿qué se debe contar de una para que ni la vanidad ni el rencor sufraguen el intento de decir cualquier cosa que le valga de algo al receptor del texto y no se quede en meras huellas dactilares?
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)