bookmate game
Libros
Homero

La Ilíada

  • Carlos Mondragóncompartió una citahace 3 años
    Canta, oh diosa, la cólera del Pelida Aquiles; cólera funesta que causó infinitos males a los aqueos y precipitó al Hades muchas almas valerosas de héroes, a quienes hizo presa de perros y pasto de aves —cumplíase la voluntad de Zeus— desde que se separaron disputando el Atrida, rey de hombres, y el divino Aquiles.
  • Zeus Diazcompartió una citahace 4 años
    pero el bronce rechazó al bronce
  • Cristina Liceagacompartió una citahace 5 años
    Ignora el hijo de Tideo que quien lucha con los inmortales ni llega a viejo ni los hijos lo reciben, llamándole padre y abrazando sus rodillas, de vuelta del combate y de la terrible pelea.
  • b8348090464compartió una citael año pasado
    de males! Jamás me has anunciado nada grato. Siempre te complaces en profetizar desgracias y nunca dijiste ni ejecutaste nada bueno. Y ahora, vaticinando ante los dánaos, afirmas que el que hiere de lejos les envía calamidades, porque no quise admitir el espléndido rescate de la joven Criseide, a quien anhelaba tener en mi casa. La prefiero, ciertamente, a Clitemnestra, mi legítima esposa, porque no le es inferior ni en el talle, ni en el natural, ni en inteligencia, ni en destreza. Pero, aun así y todo, consiento en devolverla, si esto es lo mejor; quiero que el pueblo se salve, no que perezca. Pero preparadme pronto otra recompensa, para que no sea yo el único argivo que sin ella se quede; lo cual no parecería decoroso. Ved todos que se va a otra parte la que me había correspondido.

    Atrida quería recompensa por rescatar a la hija del sacerdote pero también quería tenerla en su casa y dijo que no era inferior a su esposa pero quería recompensa también era el más codicioso

  • Mauricio Coronelcompartió una citahace 2 años
    tienes ojos de perro y corazón de ciervo! Jamás te atreviste a tomar las armas con la gente del pueblo para combatir, ni a ponerte en emboscada con los más valientes aqueos
  • Zeus Diazcompartió una citahace 4 años
    Y ahora tú, amigo, no pienses de igual manera, ni un dios te induzca a obrar así; será peor que difieras el socorro para cuando las naves sean incendiadas; ve, pues, por los regalos, y los aqueos te venerarán como a un dios, porque, si intervinieres en la homicida guerra cuando ya no te ofrezcan dones, no alcanzarás tanta honra aunque rechaces a los enemigos.
  • Datmybooksbooks7501compartió una citael mes pasado
    Aquiles reúne a los guerreros en el ágora por inspiración de la diosa Hera
  • Datmybooksbooks7501compartió una citael mes pasado
    * Después de una corta invocación a la divinidad para que cante «la perniciosa ira de Aquiles», nos refiere el poeta que Crises, sacerdote de Apolo, va al campamento aqueo para rescatar a su hija, que había sido hecha cautiva y adjudicada como esclava a Agamenón; éste desprecia al sacerdote, se niega a darle la hija y lo despide con amenazadoras palabras; Apolo, indignado, suscita una terrible peste en el campamento;
  • ideaadolfo51028compartió una citahace 5 meses
    All rights reserved
  • acastanon6583587compartió una citahace 9 meses
    No dé yo contigo, anciano, cerca de
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)