El hombre de la multitud, Edgar Allan Poe
Libros
Edgar Allan Poe

El hombre de la multitud

Leer
16 páginas impresas
El relato se inicia con la siguiente cita del moralista francés Jean de la Bruyère: «Qué gran desgracia la de no poder estar solo.» Tras superar una enfermedad no definida, el narrador pasa el tiempo en un café londinense. Fascinado por la multitud que observa pasar a través de la ventana, considera los distintos tipos y personajes (nobles, amanuenses, comerciantes, abogados…), y el aislamiento a que están sometidos, a pesar de vivir apiñados en la gran ciudad. Al caer la tarde, el narrador se fija en «un anciano decrépito de unos sesenta y cinco o setenta años». El narrador, lleno de curiosidad, decide dejar el café y seguir a este hombre. La persecución se prolonga a lo largo de toda la noche y todo el día siguiente. Finalmente, exhausto, el narrador se enfrenta cara a cara al extraño anciano, quien, sin darse cuenta de haber sido seguido, pasa de largo. El narrador sospecha, al verlo perderse de nuevo entre la multitud, que debe de ser un terrible criminal, llamándolo «el hombre de la multitud».
Opinión
Agregar a la estantería
Leer
0Estanterías
0Opiniones
18Citas

Una cuota. Cientos de libros

No solo compras un libro, sino que adquieres toda una biblioteca… por el mismo precio.

Siempre ten algo para leer

Amigos, editores y expertos te ayudarán a encontrar libros nuevos e interesantes.

Lee cuando quieras y donde quieras

El teléfono te acompaña a todas partes. También lo hacen tus libros, aunque no tengas conexión.

Opiniones

👍
👎
💧
🐼
💤
💩
💀
🙈
🔮
💡
🎯
💞
🌴
🚀
😄

¿Qué te pareció el libro?

Inicia sesión o regístrate
dicho de cierto libro alemán que es "lásst sich nicht lessen" (que no se deja leer)
Brashan
Brashancompartió una citahace 2 años
Hay hombres que mueren por la noche en sus camas, estrechando las manos de sus espectrales confesores y mirándoles con ojos lastimeros. Que mueren con la desesperación en el alma y opresiones en la garganta que no permiten ser descritas. De vez en cuando, la conciencia humana soporta cargas de un horror tan pesado que sólo pueden arrojarse en la misma tumba. De este modo, la mayoría de las veces queda sin descubrir el fondo de los crímenes.
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)