Citas de “Una jaula de oro” de Camilla Läckberg

Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 14 días
construido, qué cojones
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 14 días
Lo único que he hecho mal es que se me ha ocurrido ganar unas coronas para mí, y eso la gente no lo puede soportar. Comunistas de mierda. No pienso permitir que destruyan
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 14 días
Comunistas de mierda. No pienso permitir que destruyan todo lo que he construido
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 14 días
La consigna del director general de Compare, Jack Adelheim, a sus empleados: “Engañad a los viejos y a los débiles
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 16 días
la única persona en la que yo podía hallar seguridad era yo misma
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 17 días
Las redes sociales
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 17 días
una empresa que diseñaba envases
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 18 días
productos para el cuidado de la piel –
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 18 días
Faye se echó a reír cuando Kerstin le dijo que merecía la pena comprarse ropa nueva. Jamás en la vida. Doscientas mil coronas. Hasta entonces, no gastaría un céntimo en futilidades
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 18 días
Estar delgada era un paso necesario para alcanzar los objetivos que se había propuesto
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 18 días
once de septiembre.
Aquella fecha ya tenía un sitio en mi vida
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 20 días
de orientación ecológica, calidad y unos envases divinos, junto con la capacidad de Chris para la venta, habían conseguido que los mayores distribuidores
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 20 días
de Europa llevaran su línea para el cuidado del cabello
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 20 días
Sin embargo, la fortuna la amasó con los productos que ella misma había fabricado. Una combinación de
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 20 días
Sé cuánto participaste tú en la construcción de Compare, ¡si la idea fue tuya! Y ayudaste a Henrik y a Jack a montar la estructura empresarial. Pero de eso no hay
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 21 días
se percataban de la presencia de algún personaje notable, se inclinaban sobre los platos y se susurraban impresionados al ver a los directores de programas televisivos, a los artistas y los políticos que había en el local. A los verdaderos poderosos que hubiera allí, sin embargo, no los reconocían. Aquellos que tiraban de los hilos y se mantenían entre bastidores. Pero Faye sabía perfectamente quiénes eran
Vero Alva LE
Vero Alva LEcompartió una citahace 21 días
Notaba la humillación como insectos recorriéndome todo el cuerpo. Volvía a sentirme como mi viejo yo. El yo que se encogía, que se escondía entre las sombras
Adaliz Guerrero Ospina
Adaliz Guerrero Ospinacompartió una citahace 5 meses
La primera página del Dagens Industri decía: «La consigna del director general de Compare, Jack Adelheim, a sus empleados: “Engañad a los viejos y a los débiles”». Debajo del titular había una serie de fotogramas del vídeo que Faye le había enviado a Magdalena Hansson.
Adaliz Guerrero Ospina
Adaliz Guerrero Ospinacompartió una citahace 5 meses
La primera página del Dagens Industri decía: «La consigna del director general de Compare, Jack Adelheim, a sus empleados: “Engañad a los viejos y a los débiles”». Debajo del titular había una serie de fotogramas del vídeo que Faye le había enviado a Magdalena Hansson
Adaliz Guerrero Ospina
Adaliz Guerrero Ospinacompartió una citahace 9 meses
Fältöversten, ese centro comercial tan feo que los habitantes del barrio de Östermalm miran disgustados murmurando «culpa de los socialdemócratas
fb2epub
Arrastra y suelta tus archivos (no más de 5 por vez)